Menu
Gomila-Park  

Gomila Park

Ununoctium

Raster-Noton

7

Techno rasposo

Vidal Romero

 

Dedicada a descubrir nuevos valores dentro del mundo del jander o a presentar proyectos inusuales firmados por artistas consolidados, la serie “Unun” de Raster-Noton alcanza con “Ununoctium” (el título lo dice todo) su octava referencia, una de las más sorprendentes de toda la colección. Y no sorprendente por su contenido –después de todo, el techno rasposo y con frecuencias afiladas como serruchos es un clásico en el catálogo del sello berlinés, sino porque viene firmada por Martin Rössel y el viejo Carl Michael Von Hausswolff, un tipo que habitualmente trabaja en el terreno de los paisajes sonoros y del ambient al borde de lo audible.

 

Aquí, sin embargo, los dos productores suecos tiran a saco de distorsión y masas de ruido: en la cara A, “Leibnitz” se construye alrededor de un bombo a piñón bañado en feedback, un riff de guitarra al borde mismo del heavy y lo que parece una voz (in)humana, procesada por un auténtico arsenal de efectos. El resultado, a medio camino entre Alva Noto y los Melvins, está decorado aquí y allá con percusiones metálicas, líneas de sintetizador más oscuras que el patrimonio de la familia Pujol y efectos de sonido pero, aunque a primera escucha sorprende y entra bien, al final es un chiste que no tiene demasiado recorrido. Así que mucho mejor los dos cortes de la cara B, “Ramon Llull” y “Calculus” (la cosa va de filósofos y matemáticos, sí), que mezclan ritmos en tensión, atmósferas pesadas, samples orgánicos procesados digitalmente y algún detalle de humor, como el tipo que se dedica a toser en “Ramon Llull”. Mucho mejor, en fin, cuando la cabra tira al monte.

 

Vidal Romero

Como todos los antiguos, Vidal Romero empezó en esto haciendo fanzines (de papel) a mediados de los noventa. Desde entonces, su firma se ha podido ver en infinidad de revistas (Go Mag, Rockdelux, Ruta 66, Playground, aB, Era y Clone entre muchas otras) y algún que otro periódico (Diario de Sevilla, Diario de Cádiz). Es también uno de los autores del libro “Más allá del rock” (INAEM, 08) y ha trabajado como programador y productor para ciclos de conciertos y festivales como Arsónica, Territorios o Electrochock (US). Incluso le ha quedado tiempo para ayudar a levantar España ladrillo a ladrillo con lo que es su auténtica profesión: la arquitectura. Es uno de los mejores analistas de música electrónica de este país.

 

vidal@blisstopic.com