Menu

Juego de Tronos 06x03

"Perjurio"

5,5

 

Manu González

 

Ya lo saben, si no han visto este capítulo de "Juego de Tronos", todo lo que acontece aquí a partir de ahora es spoiler tras spoiler, "Juego de Spoilers".

 

Tyrion Lannister: Un hombre sabio dijo que la verdadera historia del mundo es la historia de las grandes conversaciones en salones elegantes.

Missandei: ¿Quién dijo eso?

Tyrion Lannister: Yo. Justo ahora.

 

 

No levantamos el vuelo como dragones hinchado de fuego rugiendo en mitad de la noche… para nada. El hecho de seguir doce líneas temporales convierte a esta serie en una larga y tediosa colección de “momentos” que sí, tienen buenos diálogos y actuaciones, pero que no acaban de remontar el vuelo. Y eso que en este capítulo solo salen ocho (nos dejan fuera lo que ocurre con las Islas del Hierro, el viaje de Sansa y Brienne, el rescate de Daenerys por Daario y Jorah, y todo lo de Dorne, claro). Al juntar ocho momentos en una hora puedes caer en el peligro de ser ridículo. Desde la lentitud de todo lo que acontece en Invernalia con ese “regalo” hasta convertir el entrenamiento de Arya en un video-clip en la Casa de Blanco y Negro (sólo faltaba un tema tipo “Rocky III”). Acostumbrados a los libros en los que la trama se resuelve personaje a personaje, este vaivén por todo Poniente y las tierras del Este no deja de ser algo desconcertante para el telespectador.

 

 

La semana pasada se me olvidó comentar la trama de Ramsay Bolton que, francamente, no fue una sorpresa para casi nadie. Si su padre era un cabrón traicionero, es normal que él también lo sea. Además, Roose Bolton estuvo jugando demasiado con la idea de tener un hijo varón y como primogénito bastardo, eso es algo que el hijo de puta de Ramsay no podía tolerar. Matar a su madrastra y a su recién nacido hermano alimentando a sus perros tampoco es un acto de crueldad excesivo en alguien que siempre gusta de alimentar con carne humana a sus perretes. Lo que no sabemos cómo se lo tomarán esto en la Casa Frey y a Walder Frey si alguna vez se entera de lo que le ha pasado a su hija Walda. Pero para sorpresa lo que acontece en Invernalia en el capítulo tercero, donde Smalljon Umber (personaje que por cierto, no recuerdo que aparezca en los libros, pero juraría que la Casa Umber fue masacrada en la Boda Roja) jura lealtad a Ramsay Bolton de una manera muy especial: regalándole a Osha y Rickon Stark (que ha pegado un estirón mayor que su hermano). ¿Cómo saben que es Rickon Stark? Umber les entrega también la cabeza de su querido Peludo. Eso deja sólo a Verano (Bran) y Fantasma (Jon) como los lobos huargos sobrevivientes de la camada del primer capítulo de “Juego de Tronos”. Otro Stark en manos de Ramsay. Cuando la familia parecía que se alejaba del horror del dueño de Fuerte Terror, volvemos a sufrir por ellos.

 

Más allá del muro, en la cueva del Cuervo de Tres Ojos, Bran continúa viajando al pasado de su padre, en esta ocasión a Guadalajara… perdón, a la Torre de la Alegría en Dorne, donde encerraron a la hermana de Eddark durante la Batalla del Tridente. Este constante retorno al pasado no deja de ser una treta para que el fan pida con ansia ese spin-off de “Juego de Tronos” llamada “La Guerra del Usurpador” o “La Rebelión de Robert”, ese conflicto que desterró a los Targaryen del Trono de Hierro. Seguimos sin saber muy bien qué diablos espera el Cuervo de Bran, francamente… ¿Qué se convierta en Gandalf el Tullido?

 

 

Bueno, pasamos revista a la historias que no aportan nada a este tercer capítulo: Sam y Gilly viajando a la Ciudadela; Daenerys llegando a Vaes Dothrak; política en Meereen con Tyrion, Varys y Missandrei; el entrenamiento de Arya a ritmo de “Eye of the Tiger” que vuelve a tener vista por ser una buena alumna; y…

 

… el poco caso que hacen al matrimonio Lannister, perdón, los hermanos Lannister en el Consejo del Rey de Desembarco del Ídem. Cersei y Jamie quieren iniciar una guerra con Dorne y pasan de ellos. Mientras, el Gorrión Supremo se camela a Tommen Baratheon con su lengua viperina y sus historietas de la Septa. Este niño está durando demasiado, creo yo.

 

Y nos vamos al muro, tras la resurrección de Jon Nieve tampoco se flipan muchos sus colegas, la verdad. Pero tras ajusticiar a Ser Alliser, el tontolaba de Olly y dos cuervos más que no nos importan demasiado, Nieve abandona la Guardia de la Noche. Prometió hacer guardia hasta su muerte, y ésta ya le ha llegado. Así que se abre bastantes horizontes nuevos para un personaje que, como todos sabíamos, resulta vital en este juegodetronosverso o en “Canción de hielo y fuego”. Como Daenerys en su día tras su bautizo de fuego, Jon Nieve ha renacido y justo a partir de ahora podremos saber cuál es su verdadero potenciar y qué papel jugará en el futuro del “Juego de Tronos”. Compañeros no le van a faltar, sin ninguna duda.

 

Manu González

Hizo su primer trabajo periodístico entrevistando a Derrick May por fax en 1995 para la desaparecida revista aB. Desde entonces, este natural de Hospitalet de Llobregat (1974) ha colaborado en publicaciones como Qué Leer (donde se encarga de la sección de cómic), Guía del Ocio BCN, Playground Mag, Revista Trama, EnBarcelona Magazine, Terra Gum, Hoy Empieza Todo (RNE 3), Agenda San Miguel o los catálogos del Festival Sónar 1997 y el Festival Doctor Music 1998. Experto en cómic y literatura fantástica, ha colaborado con editoriales como RBA, Random House Mondadori y Círculo de Lectores. Pero sobre todo es conocido por haber sido el Jefe de redacción de la revista Go Mag desde mayo de 2001 hasta su último número en junio de 2013.

manu@blisstopic.com