Menu

The Bastard Executioner

The Bastard Executioner 01X01-02

“Pilot Part 1 & 2

7

 

Rodolfo Santullo

 

Cuando uno se pone a pensar sobre la "primavera de la televisión" y todo lo bueno que nos ha dado, no puede dejar de lado ciertos nombres que han madurando durante esta misma primavera (una especialmente saludable, que ya sobrepasa los 15 años de duración). Aquellos artistas –escritores más bien– que han crecido al amparo de esta corriente de televisión de calidad, que los ha visto perfeccionar su arte e irse volviendo verdaderos referentes del medio.

 

De todos los posibles guionistas que podrían calificar para el párrafo de más arriba (que no incluiremos para no cumplir con el síndrome de "lista de supermercado") el nombre de Kurt Sutter suena especialmente fuerte. Uno de los escritores "de plantilla" de ese imprescindible policial de inicios de siglo que es "The Shield" (donde no sólo fue escritor, sino que además en su doble rol como actor dio vida a uno de los villanos principales: Margos Dezerian), después de haberse fogueado y fogueado bien, presentó la que es hasta el momento su obra maestra: "Sons of Anarchy".

 

"Sons of Anarchy" comenzó primero que nada como una serie de moteros involucrados en negocios sucios pero que buscaban (alguno de ellos al menos) salir de ese modo de vida y legalizarse. Una primera temporada no del todo promisoria no podía permitir deducir lo que se vendría después: una tragedia shakespeariana sobre ruedas. Un "Hamlet" con chalecos de cuero. Las siguientes seis temporadas de la serie consagraron a Sutter como un escritor del carajo (si se me permite la expresión). Un verdadero constructor de universos, un experto en plantar semillas de lo que luego serían argumentos enteros y, por encima de todo, un creador de personajes con pocos iguales en la televisión actual.

 

Ahora, esta nueva serie de su autoría ("The Bastard Executioner") no puede presentarse mejor. Ubicada en Gales en pleno siglo 14, se nos cuenta la historia de Wilkin Brattle (Lee Jones) un caballero del Rey Eduardo que es traicionado por sus compañeros y que mientras pelea por salvar la vida en una sangrienta batalla tiene una visión: un ángel le confía que es necesario que deponga la espada y que viva la vida de otro hombre. De pronto, Wilkin está solo en el campo de batalla y único sobreviviente.

 

The Bastard Executioner

 

Saltamos cinco años adelante. Wilkin ha hecho lo que ha creído era el mandato divino y vive la sencilla vida de un campesino en una comunidad rural. Pero hete aquí que el Baron Ventris (10 puntos para la aparición especial de Brian F. O'Byrne), señor feudal de la zona (y el mismo que traicionara tiempo atrás a nuestro protagonista) anda cobrando cada vez más disparatados impuestos. Entonces, nuestro ex caballero y un grupo de compañeros (7 en total, lo que nos recuerda a ciertos magníficos o samuráis) salen a hacer la gran Robin Hood y robarle a los ricos para darle a los pobres (ellos mismos).

 

Pero no vaya a creer UD que Sutter se nos pasó para la ficción aventurera. Más pronto que tarde todo se tuerce, todo se vuelve sangriento, espantosamente sangriento (no es una serie en la que escasee el gore) y cuando nos queremos acordar, lo que parecía el inicio de un elenco estable, se ha visto brutalmente mermado (de todos lados, cabe aclarar).

 

¿Y el Bastardo Ejecutor que le da nombre a la serie? Pues se trata de un verdugo itinerante llamado Gawain Maddox (Felix Scott), un hombre cruel y violento, atormentado por el trabajo que hace día a día, que viaja junto a su familia y su destino pronto se cruzará con el de Wilkin, el Barón Ventris, y el resto de los personajes, con consecuencias inesperadas (mentira, cualquiera que haya visto los adelantos de la serie ya conoce que va a ocurrir e incluso los espectadores avezados lo suponen).

 

Respaldado por algunos veteranos de su serie anterior (Katey Sagal vuelve a tener un personaje tan relevante como misterioso, Timothy V. Murphy es el cura local y el propio Sutter se permite a sí mismo un secundario) y personajes muy interesantes como son el principal compañero del protagonista, Toran (Sam Spruell) y quien parece ser el villano principal, Milus Corbett (Stephen Moyer), Sutter construye un universo inmediato, dónde ya deja tendidos todos los cables que relacionan a estos personajes, las mentiras que los unen y los separan, los sangrientos cruces que de seguro no tardarán en explotar, de esas maneras tan inesperadas como nos hizo aprender a querer a aquellos motociclistas trágicos y condenados al más oscuro final.

 

Yo me apunto, Señor Sutter, UD siga nomás.

 

Lo mejor: Lo llano y bien contado de todo, lo poco tímido de la violencia, el marco esotérico.

 

Lo peor: Ese efecto digital del dragón en el mensaje divino. Por favor, evitemos cosas como esa de aquí en adelante.

 

Rodolfo Santullo

Rodolfo Santullo (Mexico D.F., 1979) es periodista, escritor, guionista y editor de historietas al frente de Grupo Belerofonte. Ha publicado novelas, cuentos e historietas en Uruguay, Argentina, Ecuador, Alemania, España, Chile, Gran Bretaña, Perú, Italia y Chipre. Actualmente prepara su debut como guionista de cine con la película "La teoría de los vidrios rotos".