Menu
Segundo origen  

Segundo origen

Bigas Luna y Carles Porta

España, 2015

6

 

Tariq Porter

 

“Segundo origen” llega a nuestras salas después de un larguísimo recorrido previo y problemas internos varios –entre ellos la muerte de su gran promotor Bigas Luna, nada menos– que hacían prever una resultado muy resentido por todo ello. En efecto, la ópera prima en terreno de ficción de Carles Porta, periodista de profesión, difícilmente puede replicar a su presunción de obra maldita, de un producto manoseado por demasiados flecos. Su guion, montaje y doblaje inglés-catalán, muy irregulares, lo evidencian especialmente, y dejan la sensación agridulce de algo que, sin ser para nada malo, podría haber sido mucho mejor.

 

Segundo origen

 

Basada en la novela “Mecanoscrit del segon origen” (¡1974!), del escritor catalán Manuel de Pedrolo, “Segundo origen” plantea un nuevo fin del mundo, devolviendo al séptimo arte su condición de profeta del apocalipsis. No son pocas las películas que, en los últimos años, han expuesto un acabose tan diverso en formas como homogéneo en resultados: muerte y putrefacción. “Segundo origen”, sin embargo, plantea de buen principio un renacer de la mano de la actriz británica Rachel Hurd-Wood y el debutante actor Ibrahim Mané, interpretado por Andrés Batista en sus años más mozos. La película de Porta, en ese sentido, tiene carácter propio, y sin traicionar en esencia el escrito de Pedrolo traza un camino atípico y osado en el cine mainstream, dosificando la acción en pro de un mayor desarrollo de los personajes e interés por los detalles. Así, existe en la película un espacio para la observación y los tabús de este cine, describiendo sin complejos los pudores de la pubertad de los nuevos Eva y Adán, léase menstruación, pérdida de la virginidad o el acto de amamantar a un bebé. Lo que podrían parecer nimiedades o irrelevancias cobran una importancia doble en su plasmación, ilustrando explícitamente el paso del tiempo y demostrando un carácter que también tenía la obra original.

 

Segundo origen

 

La obra de Porta, y gracias en parte al director de fotografía Albert Pascual, tampoco es falta de buenas ideas visuales, demostrando en varios pasajes –la escena acuática, la proyección en el barco, el apocalipsis en Lleida y Barcelona…– tener un buen ojo cinematográfico. Por desgracia, tampoco eso puede tapar las múltiples carencias de una obra irregular, entretenimiento solvente pero en parte fallido. Se presume en la obra Porta y Bigas Luna una ambición no colmada, lastrada probablemente por una producción excesivamente problemática y dilatada en el tiempo.

 

Comentarios
Tariq Porter

Tariq Porter Astorga (Barcelona, 1988). Licenciado en Bellas Artes en la Universitat de Barcelona y Master en Ficción en Cine y TV en la URL. Ha criticado cine gozosamente en TuPeli o la Revista Mabuse y sigue haciéndolo en Serra d’Or y Blisstopic. Ha trabajado –aún con gozo– en los festivales chilenos Femcine y Fidocs, y sigue haciéndolo en la Acadèmia del Cinema Català y, como programador, primero en el CCCB y actualmente en el Festival de Cinema de Menorca. Escribe harto y pretencioso y lo intenta también con el guión. A ver qué.

Más en esta categoría: « Lejos de los hombres Taxi Téhéran »