Menu
 

Los exiliados románticos

Jonás Trueba

España, 2015

8,2

¿Comedia romántica?

Albert Fernández

 

El viaje entre amigos atravesados por el romance que firma Jonás Trueba tiene la virtud de ahondar en trozos de vida con la gracia de la ligereza y la aparente sencillez formal. Una furgoneta y un viaje sin preparativos de Madrid a París entre tres chicos que, con sus arquetípicas diferencias, comparten el mismo pulso de espontaneidad enamoradiza, sirve de sencilla y encantadora premisa para una película que contagia algo desde su primera secuencia. Algo tan evidente y directo que aprieta y expande los pulmones y, en cierta manera, cuesta explicar, porque sería como describir la vida entera en apenas unas palabras.  

 

El trazo de cine barato, la distraída pero minuciosa composición de cada escena, y la gracia natural de las interpretaciones que conduce Trueba, hacen de esta película un fresco sugerente e inmediato, que produce amor a primera vista. La belleza con la que el director logra plantar la cámara en una mesa donde intercambian complicidades, lances e impresiones comensales de distintas procedencias y generaciones, la viveza con que captura una escena de desayuno campestre frente a un río, y la espontaneidad efectiva con la que se desenvuelven sus personajes, ya sea en una plana conversación entre machitos, en una tensa cita con dificultades idiomáticas y bloques de timidez patentes, o planteando dicotomías sobre la historia de la humanidad, logran llevarnos encantados de la mano hasta el lago idílico que retrata el cartel del film, entre risas socarronas y regueros de emociones que se delinean con un grosor a medio camino entre la brocha y el pincel.  

 

 

La pieza de cine contemporáneo español que más unánimemente encandilará al público esta temporada seduce ante todo porque, por artificial que suene, logra alcanzar la naturalidad que pretende, encandila con sus estampas y sonidos, canciones de Tulsa mediante, y juega con habilidad la carta del humor y la desinhibición, para adentrarnos en una road movie emocional y moderna, incontestablemente encantadora.

 

Muchos se apresurarán a decir que el cine de Trueba Jr. es simplista y pretencioso a la vez, y que no se parece a Rohmer por casualidad; pero son los mismos que se tapan la nariz cuando se tiran al agua. 

 

 

Comentarios
Albert Fernández

En el desorden de los años, Albert Fernández ha escrito renglones torcidos en publicaciones como Mondo Sonoro, Guía del Ocio o Go Mag, tiempo en el que ha tenido oportunidad de ir de tapas con Frank Black o escuchar a Patrick Wolf bostezar por teléfono. Además, ha sido jefe de redacción de las secciones culturales de H Magazine, y ha aportado imaginación tras los micrófonos de Onda Cero, Cadena Ser y Scanner FM, donde facturó la sitcom musical de creación propia “2 Rooms”. Aunque sabe que no hay lugar mejor que aquel de donde viene, a Albert no le hubiera importado nacer en Gotham City o en el planeta Dagobah. Con tendencia a la hipérbole y a la imaginación desatada, Albert sigue buscando el acorde que dé la vuelta a sus días.

Lee lo útimo de Albert clicando aquí

albert@blisstopic.com

 

Más en esta categoría: « Mientras seamos jóvenes Eden »