Menu

Bob Moses

Bob Moses

Drama house

 

Manu González

 

Los jóvenes Jimmy Vallance (programación) y Tom Howie (voz y guitarra) publicaron entre 2012 y 2014 tres EPs maravillosos donde la música house se abraza con el blues como si fueran la respuesta masculina a los fraseos de Tracey Thorn o unos Chris Issak perdidos en el chil out de una macrodiscoteca. Domino vió el potencial de las canciones tristes (y bailables) de este proyecto de Brooklyn (aunque los dos miembros de Bob Moses sean canadienses, de Vancouver) y recopiló los tres EPs bajo el título de "All in All" (2014). Ahora, un año después, vuelven Bob Moses con su disco de debut bajo el brazo, un emocionante "Days Gone By" que Domino sacará a la venta el 18 de septiembre.

 

Volver a reencontrarme con el audio de la entrevista que hice al bromista Jimmy y el más serio Tom a finales de agosto, pasado dos meses ha sido un shock. Escuché los tres EPs (o "All in All") y una copia temprana de su "Days Gone By" a mediados de junio y les entreviste en el bar de un hotel de Poble Sec aprovechando la visita del dúo en la sala Apolo, en medio del festival Sónar. La entrevista se hizo temprano y rápido porque no quería perderme el debut del Niño de Elche y Los Voluble y ahora me arrepiento de no haber indagado más en la faceta musical de un dúo que mezcla a la perfección el house más melancólico con el blues más triste y que son mucho más que la respuesta estadounidense (o canadiense, mejor dicho) de The xx. Una banda con una colección de temazos ("Touch and Go") que recuerda a aquel house primerizo de Joe Smooth mezclado con la candencia llorona de Chris Isaac.

 

Bob Moses

 

Sois de Vancouver pero Bob Moses se formó en Nueva York. ¿Os conocisteis en NY?

(Jimmy Wallance) Noooo, fuimos juntos al instituto. Howie y yo nos conocemos desde que tenemos 11 o 12 años; no éramos amigos muy íntimos pero teníamos clases en común y, además, los dos hacíamos música. Teníamos carnets falsos y nos íbamos a los clubs, y regresábamos muertos a casa. Pero la verdad es que no fue hasta que coincidimos estudiando en Nueva York que comenzamos a hacer música juntos.

pero no fue hasta que coincidimos en nueva york que empezamos a hacer música juntos.

 

¿Quién es Bob Moses? ¿Es el arquitecto de nueva york?

(Jimmy) Sí, es el arquitecto de los años 50, Robert Moses, una figura muy poderosa en la época. Nos regalararon un libro suyo, "The Power Broker" que es uno de nuestros libros favoritos. Fue el diseñador del Sistema Interstatal de Autopistas y de muchos otros grandes proyectos en Nueva York, se inventó también los grandes bloques de la Autoridad de la Vivienda (grandes bloques en Manhattan, Harlem, Bronx). Fue un hombre tan amado como odiado... quizás te diría que más que odiado era respetado. Fue alguien que consiguió tener el control de la ciudad en su momento de manera muy evidente, marcando su skyline y su futuro.

 

He leído mucho sobre vuestras influencias de pop y rock, pero me gustaría sobre vuestras influencias de música electrónica

(Tom Howie) De los noventa: Prodigy, The Chemical Brothers, Moby y todos esos... ya sabes.

 

Pero vuestro trabajo es mucho más tranquilo que eso

(Jimmy) Sí pero la energía de esta música. Cuando empezamos a escuchar estos grupos fue como cuando empiezas a ver una peli, te transporta y, de algún modo, te vigoriza.

(Tom) De Prodigy y Moby nos motivaba más el sonido y el ritmo, más que la música. Al principio, junto a nuestros amigos Frank And Tony (se refiere al dúo neoyorquino compuesto por Francis Harris y Anthony Collins que graban para Scissor And Thread, el sello que publicó los primeros EPs de Bob Moses en 2012 y 2013), nuestra obsesión e interés era conseguir extraer esos sonidos de la época y llevarlos a nuestro terreno.

(Jimmy) Pero escuchamos mucho más el "Kid A" de Radiohead. Un disco que tiene 15 años  y sigue sonando como si se hubiera grabado ayer. Fueron la primera banda en hacer este rock’n’roll electrónico totalmente fuera del tiempo y maravilloso.

 

 

He leído que califican vuestra música como Blues House.

(Jimmy) Sí, sí. Nos lo dicen.

 

¿Y os gusta?

(Jimmy) Sí, me gusta mucho. El otro día tocamos con Samuel Herring de Future Islands que es fantástico y que hace ese synth-pop tan melancólico. Y nos comentó que éramos muy blues y que tenemos la melancolía de los dos estilos (que a la vez tiene un tipo de progresión de acordes que es nostálgica aunque tenga un toque alegre de algún modo por debajo). Creo que funciona muy bien y da una imagen muy clara de lo que hacemos.

 

¿Empezáis componiendo con la guitarra y la voz?

(Tom) Sí, pero a veces también con una base rítmica que nos funciona y nos gusta. A partir de ahí vamos construyendo. Básicamente, el objetivo es llegar a una estructura melódica que se sostenga y la verdad es que no importa mucho como lleguemos a ella, sino el resultado fianl.

(Jimmy) Nuestra música nace desde muchos puntos de salida, pero todo acaba resumiéndose en una simple línea de guitarra y voz a la que llamamos canción.

 

Le comenté a un amigo que venía a entrevistaros y me dijo "¿Bob Moses? ¿Los drama-house?

(Jimmy entre risas) Me encanta, podríamos tener nuestro propio género en iTunes.

 

Pero es cierto, de cierta manera, vuestra mezcla de hedonismo y tristeza está muy conseguida.

(Jimmy) Creo que mucha gente se sorprende con nuestros directos precisamente porque la atmósfera es más relajante que en los discos, donde somos más duros.

 

Bob Moses

 

Leí también una crítica maravillosa donde decía que eráis los Chris Isaac de la música house.

(Tom) Somos fans... de hecho, en el nuevo disco, tenemos un tema muy influenciado por él. "Wicked Game" es como, buf, una de las mejores canciones del mundo… no me parece una mala referencia con la que nos comparen, y es bastante lógico. Esta comparación viene porque usamos el tipo de sonido de guitarra blues que hace que los discos de Chris Isaac sean tan característicos, pero es una cosa muy sencilla. Fíjate en The xx, por ejemplo, en su disco tienen una canción que simplemente sigue la misma progresión de acordes que otro tema de Chris.

(Jimmy) Escribimos mucho material. Cuando estas haciendo tu primer disco no sabes muy bien lo que estás haciendo o que quieres. Así que vas dado tumbos, leyendo, escuchando, averiguando qué quieres conseguir y cómo conseguirlo. Recuerdo que leí una entrevista con James Murphy de LCD Soundsystem y él es muy capaz de expresar en todo momento como se siente (por ejemplo, si está estresad, es capaz de explicarlo perfectamente). Y hablaba de algo que nosotros experimentamos con el disco. Hay un momento en un LP en el que crees que ya tienes la décima canción y de pronto te das cuenta de que te falta ‘ese otro tipo de canción’ y necesitas esa canción para tener el disco que quieres: acabas escribiendo cinco más y luego descartando. Una vez que crees que has finalizado un disco, necesitas volver atrás. Al final acabas montando el puzzle con lo que tienes.

 

La diferencia más significativa con vuestros tres EPs es que en este habéis   experimentado y madurado más la parte vocal.

(Jimmy) En el disco sabíamos más qué clase de sonido teníamos que tener. En nuestro material anterior aún estábamos dibujando el camino. En el primer tema que trabajamos grabamos la voz y nos dijimos: "esto o es muy bueno o es muy malo, no lo tenemos claro". Por suerte a la gente pareció que le gustaba. En este disco estábamos más seguros con el mood que queríamos, y estábamos más abiertos por lo que yo mismo sabía hasta dónde podía experimentar.

 

¿Cómo fue vuestro contacto con Domino?

(Tom) Un día estábamos en el estudio y nuestro colega Francis Harris estaba trabajando con los chicos de The Kills en la sala de al lado. Y comenzamos a hablar con Jamie Hince, ya sabes, ese tío super punk, super rock'n'roll. Esa clase de músico que esperas que sea súper duro con la industria y te diga cosas como "que se vayan todos a tomar por el saco", y se mete con el sello, su manager y todo el mundo. Pero no, Jamie sólo tenía cosas bonitas que  decir sobre Domino. El sello ya nos encantaba pero las buenas palabras de Jamie nos hizo en pensar en mandarle nuestro material. También teníamos cuatro sellos más en la lista pero la reunión con Susan de Domino fue sencillamente brutal.

 

Domino es una buena para entrar en Europa.

(Jimmy) Sacan discos muy buenos y tienen un abanico de estilos muy amplio, de Artic Monkeys a nosotros. Es un gran sello. Espero que no les arruinemos la reputación (Risas).

 

 

Creo que se entenderá más vuestra música en Inglaterra que en EE.UU.

(Tom) Bueno, hay que darle tiempo. Ahora nos hemos dedicado mucho tiempo a trabajar en EE.UU. y la gente está reaccionando y esta muy equilibrado. Tienes que tocar los conciertos y estar ahí. Ahora estamos pasando mucho tiempo en Europa haciendo lo mismo. Hay que currárselo, pero hay que repartir el amor. También es cierto que nos gusta mucho la música británica. Nos gustaban los Beatles y todo el brit-pop e Inglaterra está prácticamente en nuestro ADN musical. Los ingleses hacen canciones tristes como nadie.

 

Me gusta mucho el nuevo disco, me parece uno de los trabajos del año.

(Tom) ¿Lo has escuchado ya? ¡Que bien, gracias! Sí, pero es el primer disco, no el nuevo. Los tres EPs fue el camino que nos sirvió para saber qué y cómo queríamos sonar. Puedes escucharnos intentando descifrar como podíamos ser Bob Moses. El disco es eso, un paso más adelante, la progresión lógica... la voz es mejor, el ambiente y todas las canciones tienen un significado especial para nosotros. Nos sentimos muy cómodos y orgullosos de él.

Manu González

Hizo su primer trabajo periodístico entrevistando a Derrick May por fax en 1995 para la desaparecida revista aB. Desde entonces, este natural de Hospitalet de Llobregat (1974) ha colaborado en publicaciones como Qué Leer (donde se encarga de la sección de cómic), Guía del Ocio BCN, Playground Mag, Revista Trama, EnBarcelona Magazine, Terra Gum, Hoy Empieza Todo (RNE 3), Agenda San Miguel o los catálogos del Festival Sónar 1997 y el Festival Doctor Music 1998. Experto en cómic y literatura fantástica, ha colaborado con editoriales como RBA, Random House Mondadori y Círculo de Lectores. Pero sobre todo es conocido por haber sido el Jefe de redacción de la revista Go Mag desde mayo de 2001 hasta su último número en junio de 2013.

manu@blisstopic.com

Más en esta categoría: « The Cat Empire Klaus Johann Grobe »