Menu

bloodmain2

Blood Red Shoes

Un ciclón para dos 

 

Albert Fernández

 

Como un incendio que se extiende imparable sobre la espesura, el sonido de Blood Red Shoes avanza sin concesiones. El cuarto disco de este dúo indie rock procedente de Brighton ha sido bautizado con el mismo nombre de la banda, tal vez porque significa más que nunca las constantes vitales de la música que facturan Steven Ansell y Laura-Marty Carter: crudeza, rock con dirección y sentido, elementos básicos para desatar tormentas sonoras. A esta pareja las canciones les arden, las melodías les emanan, y ahora se les engroovizan con un encanto definitivamente seductor. La de Blood Red Shoes es una trayectoria hecha a fuego y decibelios, que tiene parada el  22 de marzo en Madrid y en Barcelona al día siguiente. Laura-Marty Carter nos abre de par en par las puertas de su rock sangrante. 

 

 

Tengo miles de preguntas, Laura, pero lo primero es lo primero: ¿habéis visto “True Detective”? No, en serio, sé que todo el mundo está obsesionado, pero en estos días ambas experiencias, escuchar “Blood Red Shoes" (Jazz Life / Pias, 14), y viendo los episodios finales de la serie se mezclan en mi cabeza. He empezado a pensar que vuestra música podría encajar perfectamente en algunas escenas, como el plano secuencia final del capítulo 4 ...

 

Es lo siguiente que tengo que ver, tengo la sensación de que he visto casi todas las series que circulan por ahí, excepto esta, ¡y he oído es genial! Las series de televisión son el nuevo rock’n’roll de nuestros días, es algo mucho más arriesgado y con visión de futuro.

 

 

La típica pregunta aquí debería ser, "¿por qué, después de cuatro álbumes, decidís titular éste homónimamente? '... Pero creo que no voy a hacerla. ¿Debería?

Es simplemente porque éramos únicamente nosotros dos en una habitación, grabando y mezclando todo el disco por nosotros mismos, y escribiéndolo sobre la marcha. Así que realmente no se podía llamar de otra manera en nuestras mentes.

 

blood1

 

 

Escuchando vuestro nuevo álbum, vuelve a mí una idea muy clara: el pulso de directo de vuestros discos de estudio es un aspecto clave para la construcción de vuestra música. Supongo que debe ser porque la banda consiste en vosotros dos, sin más: el potente sonido que se desprende de este íntimo entrelazar de vuestras habilidades musicales, así que no hay espacio para florituras técnicas...

Nos gusta escribir improvisando juntos y tener esa chispa y energía, así que sí, eso es lo que tratamos de trasladar al disco. Algo que en realidad puede ser un poco difícil de conseguir en un estudio, pero creemos que este disco es lo más cercano que hemos estado de esa sensación.

  

¿Alguna vez habéis tenido la tentación de hacer algo diferente, que no pudiera llevado al directo de manera evidente, pero sonara diferente en un disco?

Creo que hemos hecho algunas cosas diferentes y desafiantes. En nuestro tercer álbum hay canciones que, de no tener miembros adicionales, no hubiéramos podido hacer en vivo. Quizá experimentaríamos más con capas y otros instrumentos, pero en nuestros corazones sabemos que nos gusta mucho desplegar rock en nuestros shows, así que seguimos dándole vuelta para tratar de mejorar esa parte de nosotros primero. Estamos interesados ​​en una gran cantidad de géneros de la música, y estoy seguro de que en el futuro vamos a experimentar con esto en otras bandas, etc ...

 

 

 

Una vez se entra en el nervio de vuestros discos, esas canciones directas, fuertes y distorsionadas que conducen las primeras escuchas, canciones como "Everything all at once" o "An animal”, ¿cómo equilibráis todo eso con las partes más suaves-pop ? ¿Vuestro lado más rock y oscuro necesita del otro, esa especie de ternura afilada de medios tiempos vaporosos?

Sí, siempre estamos en conflicto sobre eso de alguna manera... Nos gusta equilibrar cosas. Pasaba igual en “In time to voices” (V2 / Pias, 12), donde habitaban canciones en capas más suaves: tuvimos que lanzar una canción punk de un minuto. Es lo que somos y no creo que cambie. Hacemos canciones distorsionadas pero en realidad todas son canciones pop con melodías, simplemente no nos gusta que sea algo demasiado sencillo... tenemos que joder el sonido para sacudirnos algo el pop, o algo así. 

 

Esta vez, la crudeza de sus riffs suena apoteósica y exuberante. La producción tienden a ser menos densa, más desnuda y podemos apreciar perfectamente los arreglos. ¿Se ponderaron estos aspectos?

No lo sé, lo que está claro es que nos gusta el sonido de rango medio, que es algo que falta en nuestros álbumes anteriores. Estamos un poco obsesionados con esos saltos de las guitarras, con su preponderancia. Abusamos ciertos engranajes para conseguir ese sonido .... ¡a muchos productores eso no les gustaría para nada! Pero como lo hacíamos nosotros mismos, hemos sido capaces de hacer lo que queríamos y de ahí que este disco plasme justo lo que nos gusta. No solemos pensar demasiado en ello, simplemente tratamos de ser lo más espontáneos posible con nuestras composiciones y la grabación.

 

blood2

 

En este disco, el contraste y la alternativa a melodías duras como "The perfect mess" proveen momentos realmente dulces, como "Stranger" o la pegadiza y casi tierna melodía de “Speech coma". ¿Podríamos decir que lo que importa para Blood Red Shoes no es la velocidad , sino el peso?

 Sí, eso es algo que nunca me han preguntado, o que haya pensado demasiado. Es difícil de decir, porque lo único que vemos es que lo que aflora tiene que ver con una manera de sentir acerca de nosotros, si es que eso tiene algún sentido

 

Berlín es de alguna manera vuestra segunda casa. ¿Cuál es la contribución de la ciudad y su ambiente para la creación y grabación de “Blood Red Shoes”?

¿Y qué tal andan las cosas por Brighton? ¿Ha cambiado mucho (artísticamente) durante los últimos años ?

Hemos tocado en Alemania un montón, y siempre disfrutamos cantidad de Berlín como ciudad. Se trataba más de sacarnos de nuestra zona de confort en Brighton, donde hemos escrito los otros tres discos, ir a un sitio nuevo para inspirarnos. No era nada lujoso, sólo un cuarto de cemento, la verdad. Pero tenía un ambiente muy agradable y fue realmente inspirador estar en un lugar nuevo y sin distracciones.

Yo no vivo en Brighton pero Steve sí, y tenemos un estudio allí. Sigue siendo un lugar muy creativo, pero la repetición en cualquier lugar puede llegar a ser improductiva.

 

blood3

 

 

Debéis estar muy orgullosos de haber grabado y producido el disco vosotros mismos. ¿Qué os llevó a tomar esta decisión? ¿Habéis producido a otras bandas ?

Sí, hemos producido otras bandas, así que de hecho, grabarnos a nosotros mismos de alguna manera cerraba un círculo.. Hemos ido cogiendo rodaje y mejorando a lo largo de un tiempo, y este era el momento para hacerlo. Estamos orgullosos de ello, y de hecho le recomendamos a cualquier banda con un carrera larga que por lo menos lo intente.

 

Es divertido cómo se inicia el disco, con esta intro ruidosa y directa, “Welcome home”. ¿Se trata de una especie de declaración de principios? ¿Es esa vuestra casa, el ruido?

Nos gustaba la idea de tener una introducción que fuera lo más brutal posible. Tantas bandas tiran del preludio con una intro misteriosa desde Stone Roses... aunque aquello era increíble, porque eran Stone Roses. Nos gusta la idea de emplazar el disco con una pieza de música que te da en toda la cara, sin miramientos.

 

Habéis lanzado varios videos que sirven ese detrás de las escenas de la grabación del álbum, sobre vuestros viajes, ensayos, entrevistas. ¿Creéis  que ese es lo mejor que se puede hacer de cara al público en este momento? No venderles los discos, pero mantenerlos cerca en las redes sociales, y tenerlos dispuestos a ir a los conciertos...

Nos damos cuenta de la cantidad de "ruido" que hay por ahí en Internet y es fácil perderse. Nosotros lo vemos como una forma de involucrar a nuestros fans incondicionales y mantener su atención de ellos. Tenemos puntos de vista un poco mezclados sobre si todo ese besuqueo realmente da de comer a la música, pero somos parte del problema y esa es otra conversación para otro momento.

 

 

 

¿Cómo ha cambiado la dinámica de composición a través de estos años ? ¿Tienes tú, Laura, o Steven, un papel único, inamovible, en algunas partes, o todo se puede alterar dependiendo de la canción ?

Por lo general, es todo muy directo.. Escribo la guitarra y Steve escribe las percusiones, pero cuando se trata de la voz a veces he escrito algo que creo que se adaptaría más a la voz de Steve que a la mía, y lo mismo sucede al revés. Estamos abiertos a llegar a lo mejor para la canción, no lo mejor para nuestro ego cuando se trata de esas cosas

 

¿Qué es lo más difícil: destacar en los primeros pasos de una banda, y poner tu nombre y canciones en el imaginario común, o mantener el nivel una vez habéis puesto vuestras credenciales en el área conocida?

Diría que mantener el nivel. Todo el mundo está obsesionado con lo nuevo estos días. Así que siendo una banda nueva se obtiene una forma más atención, y la gente es más tolerante y está más emocionada por ti. Una vez atraviesas eso, se olvida, porque hay otra cosa nueva que ya está sucediendo. Tratar de hacer que tu banda se mantenga relevante y tenga su lugar, mantener la atención en este tiempo es mucho más que un desafío. La gente comete opiniones basadas en la historia y, a veces hacen caso omiso de la propia música. He visto tantas bandas llegar e irse después del álbum de debut...

  

Cuando escuché los primeros hits de "Box of secrets”, recuerdo pensar algo así como: "Son unos rockeros enormes, lo hacen muy bien, pero me pregunto cuánto tiempo puede agarrarse una banda a ese sonido tan directo”. De alguna manera , es lo mismo que pensé después de ver "Pulp Fiction": “Ok  ésta y "Reservoir dogs" son demenciales, pero Tarantino no puedo sobrevivir como cineasta haciendo esto mismo cosas una y otra vez”. Después de todos estos años, Tarantino lo sigue haciendo, y me dolió la mano aplaudiendo “Django unchained" . Lo mismo me pasa con vosotros. ¿Creeis que Blood Reed Shoes puede alcanzar esa aureola sempiterna de Tarantino ?

Ja, ja, ja, ja, me gustaría pensar que tiene películas similares, pero que cambia y evoluciona a medida que avanza. Espero que eso sea lo que hemos hecho nosotros, lo que seguimos haciendo hasta cierto punto. No estoy segura de cuan eternos somos o llegaremos a ser, no es algo que quieras pensar demasiado. Nunca se sabe lo que va a pasar mañana

    

 

 

Gira de Blood Red Shoes por España:

 

22 de  marzo – Madrid – Copérnico

23 de marzo – Barcelona – Razzmatazz 3

 

 

 

Albert Fernández

En el desorden de los años, Albert Fernández ha escrito renglones torcidos en publicaciones como Mondo Sonoro, Guía del Ocio o Go Mag, tiempo en el que ha tenido oportunidad de ir de tapas con Frank Black o escuchar a Patrick Wolf bostezar por teléfono. Además, ha sido jefe de redacción de las secciones culturales de H Magazine, y ha aportado imaginación tras los micrófonos de Onda Cero, Cadena Ser y Scanner FM, donde facturó la sitcom musical de creación propia “2 Rooms”. Aunque sabe que no hay lugar mejor que aquel de donde viene, a Albert no le hubiera importado nacer en Gotham City o en el planeta Dagobah. Con tendencia a la hipérbole y a la imaginación desatada, Albert sigue buscando el acorde que dé la vuelta a sus días.

Lee lo útimo de Albert clicando aquí

albert@blisstopic.com

 

Más en esta categoría: « Seward Joan Colomo »