Menu
Adele 25  

Adele

25

XL

6,5

Pop

 

Anabel Vélez

 

Tras muchos rumores, productores y fechas de lanzamiento atrasadas, por fin llega el nuevo disco de Adele. “25” (Columbia) es su tercer álbum después de “19”, lanzado en 2008 y “21” de 2011. Un disco que la propia Adele ha confesado que habla de ese periodo de su vida: el del paso de la adolescencia a la edad adulta, el de redescubrirse y volver con nuevos horizontes. Quizás por eso le ha costado tanto. Cinco años de silencio, de retiro, de alejarse de todo. Lo raro es que tras tantos rumores de reescritura y reelaboración de canciones, no haya habido un cambio verdaderamente sustancial. Por suerte, nos ha ahorrado un disco sobre la maternidad, la única concesión es “Sweetest Devotion”, que habla de su hijo.

 

En “25” escuchamos lo que mejor se le da a Adele: canciones de amor, de perdida, de dolor. Por supuesto, bañadas por esa voz impresionante que tiene y que consigue emocionar hasta al alma más pétrea. Pero aún así, le falta algo. Las comparaciones son odiosas, pero enfrentarse al mastodóntico éxito que supuso “21” debió ser difícil. Aún así, tiene algunas joyas, las primeras canciones sobre todo, pero hacia la mitad el disco pierde ritmo. Si, ella canta estupendamente, pero no es suficiente. Su primer single “Hello”, no aporta nada nuevo a lo que ya conocíamos de Adele. Su impresionante técnica vocal está ahí, eso sí. Y además lo hemos oído hasta en la sopa como adelanto del disco.

 

 

“21” fue un disco de despedida, de romper con todo, de dolor y de ruptura. Huir de una relación tormentosa y tóxica parece que fue más inspirador. Este disco, se ha quedado a medio camino. Le falta la garra y la fuerza que tenían temas como “Rolling in the Deep”. No es un gran disco, pero tampoco es malo. Si todas la canciones hubieran sido como “When We Were Young” esta crítica sería totalmente diferente. “I Miss You” es otro de los highlights del disco junto a “Remedy” con ese piano suave y delicado y “Water Under the Bridge”. Ahí se ve a la mejor Adele, a la que explota su talento de la mejor manera y lo hace con sentimiento, no simplemente con técnica vocal. A partir de ahí el disco baja de ritmo. A excepción quizá de “Love in the Dark” con esos bellos arreglos orquestales.

 

Es posible que la espera, los retrasos y los rumores hayan inflado las expectativas. Es difícil superar 30 millones de discos vendidos. Supongo que eso acojona a cualquiera. Resumiendo, “25” suena muy bien, está muy bien producido, tiene algunas muy buenas canciones pero como conjunto, no acaba de convencer. Aún así, es un trabajo que gana con las escuchas, sobre todo la primera parte. Si todo hubiera sido así, sería un gran disco de una gran voz.

 

Comentarios
Anabel Vélez

La música, el cine y los libros son sus tres grandes pasiones así que dirigió sus pasos como periodista hacia ese camino. Hace más de diez años que escribe, disfruta y vive la cultura. Por eso habrás leído sus artículos en revistas musicales como Ruta 66 y Ritmos del Mundo o cinematográficas como Cineasia. También la habrás escuchado en Ràdio Gramenet haciendo programas de cine y música en el pasado, ahora lo puedes hacer como colaboradora del programa musical El Click de Ràdio Montornès. Colabora habitualmente en páginas web como Sonicwave Magazine o Culturaca y siempre, siempre escucha música. 

Más en esta categoría: « Arca "Mutant" Justin Bieber "Purpose" »