Menu
Moritz Von Oswald Trio Sounding Lines  

Moritz Oswald Von Trio

Sounding Lines

Honest Jon's

6,9

Techno Jazz

 

Brais Suárez

 

Lo que empezó como un proyecto de rarezas entre percusionistas con inquietudes lisérgicas parece ir confirmándose con este "Sounding Lines", un disco que es, ni más ni menos, eso: un conjunto de líneas sonoras perfectamente concretas, totalmente definidas por separado y difícilmente comprensibles entre sí como conjunto.

 

Las dos primeras canciones sirven de introducción a una anatomía totalmente propia que se va configurando a partir de sonidos entre agresivos y deformes, como alienígenas. O como estomacales, incluso. Las sutilísimas partículas de jazz que se traslucen de vez en cuando (por ejemplo, en la quinta canción)  ponen un toque humano a la oscuridad que hasta entonces van perfilando una percusión tranquila y unas bases sintéticas a las que Villalobos se encargó de dejar su marca. Entre él y la sustitución de Ripatti por Tony Allen, se define con mucha más exactitud que en "Fetch" ese escenario indescifrable del organismo oscuro y confuso que mencionábamos.

 

El recorrido por el planeta gaseoso se hace más interesante. Seguimos avanzando por un sistema digestivo oscuro y pegajoso y  el jazz empieza a crecer en detrimento de la electrónica. Recuerda a una película rusa con música de la Cinematic Orchestra. Entonces aumenta, la sensación de improvisación que, con canciones numeradas en vez de nombradas, parece derivar en una jam session de domingo por la mañana; a pesar de la ausencia de Ripatti, el afrobeat sigue bien palpable hacia el final, justo antes de que todo se relaje con la caja mandando sobre un escenario que nos deja vivos. Vivos y sumidos en la niebla del espacio exterior.

 

Brais Suárez

Brais Suárez (Vigo, 1991) acaba de estrellarse con su idea de vivir escribiendo aun sin ser escritor. Dos periódicos gallegos se encargaron de dejarle claro que mejor le iría si recordara mineralizarse y supervitaminarse, lo que intenta gracias a colaboraciones esporádicas con algunas revistas y otros trabajos más mundanos que le permiten pagarse su abono anual del Celta y un libro a la semana. Por lo demás, viajar, Gatsby y estroboscopia lo sacan de vez en cuando de su hibernación.